Hoy me siento blog

Dado el alto número de “ BLOG ” que se han creado últimamente hemos considerado que sería de gran interés el hablaros un poco de estos grupos. Pues al igual que ellos pueden opinar sobre lo que nosotros hacemos, nosotros nos vemos con libertad para hacer lo mismo. A diferencia de ellos nosotros no nombraremos ni haremos ranking de mejores ni peores. Simplemente daremos nuestra humilde opinión al respecto de algo que empezó siendo una ayuda para nosotros y a día de hoy en muchos casos se está convirtiendo en nuestra peor pesadilla.

 

Hemos de comenzar dejando claro que no estamos en contra de los blogs. Al revés,  nos fascina la idea de que haya gente que de forma gratuita y sin esperar nada a cambio le dedique tantas y tantas horas a nuestro trabajo. Con el único fin de darnos publicidad y que esta nueva forma de ocio se expanda y se conozca. Pero… y cuando no es así?

 

¿Hay demasiados blogs?

Por desgracia últimamente estamos viendo como surgen “blogs” o “grupos de jugadores” que amparándose, a nuestro entender en un mal interpretado,  derecho constitucional a la libertad de expresión o lo que es peor en el consabido como pago digo lo que quiero, solo se dedican a criticar, sacarle pegas a todo, enfadarse por cualquier cosa y hacer criticas poco realistas y nada constructivas. Que podemos hacer en esos casos?

 

En muchas ocasiones nos hemos visto indefensos ante situaciones como esas. No es justo, y nos estamos viendo desprotegidos sin poder hacer nada ante esta comunidad que cada vez crece más. Todo el mundo se cree blog  con autoridad y criterio suficiente para opinar sobre todo y lo que es peor para generar sensación de “verdad absoluta” para sus seguidores, que pueden verse condicionados por sensaciones subjetivas de estos “blogs” o por datos inexactos o que ya han sido modificados por la sala, pero que estos grupos nunca se molestaran en corregir.

 

Entendemos que no es fácil y que habrá salas que no cumplan un mínimo de requisitos para ser jugadas e incluso que os arrepentís de haber pagado, sinceramente es posible que esas salas nos hagan más daño a nosotros como empresas que a vosotros como jugadores. Pero eso no quita que en ocasiones y sin ningún motivo esos blogs venís a jugar ya con la idea de juzgar, con un cuchillo entre los dientes. Para juzgar que nosotros sepamos tendrías que tener la carrera de derecho más las oposiciones  y la escuela judicial y todo eso sin contar la especialización en escape rooms que todavía no existe. No os pedimos tanto!

 

Simplemente queremos que con humildad y sin tanta prepotencia vengáis a jugar, disfrutéis de la experiencia y sepáis valorar el trabajo que lleva detrás.

 

Algunos molan mucho

Pero no todo es tan negro! Existen blogs que SI se lo curran, que juegan sin parar, que disfrutan de cada experiencia, saben ver los fallos y apreciar las virtudes siempre entendiendo quien está dispuesto a mejorar y quien no! Que para eso están también los rankings. No necesitan herir a nadie para que se entienda cuando algo les gusta o no y siempre van con respeto y educación a todas las salas. Ellos SI están dispuestos a ayudar y nos escuchan, ellos SI intentan darlo todo en cada partida y en cada charla, y en lugar de sentirte juzgado te sientes escuchado que es muy diferente. Es por ello que animo a esos blogs a que sigan teniendo iniciativas y que sigan dándolo todo porque ellos SI ayudan.

 

Del resto solo queda a vuestra decisión que os subáis al carro para sumar o definitivamente decidáis ser un “Risto” del room escape. Y es que bajo nuestro punto de vista la sinceridad no debe estar reñida con la educación, y se puede plasmar con respeto lo que uno piensa sin necesidad, de hacerse el gracioso, ni ser irónico. Porque en nuestras salas está un poco de nuestras vidas, de nuestro trabajo y de nuestro dinero, así que al igual que no os gusta que sean crueles con vosotros en vuestros trabajos, intentar no serlo con el nuestro. Nos unen más cosas de las que nos separan, sepamos remarcarlas y rememos todos a favor.